Tipos de masajes eróticos más excitantes

tipos de masajes eroticos

Tipos de masajes eróticos más excitantes

Si deseas disfrutar plenamente de la sexualidad, resulta esencial que sepas que los masajes eróticos se tratan de una excelente herramienta para lograr que ambos pasen un buen momento y tengan mayores probabilidades de alcanzar el orgasmo.

Estos son los masajes más eróticos y excitantes

Teniendo esto en cuenta, a continuación estaremos hablando sobre los principales tipos de masajes eróticos, es decir, aquellos más excitantes que puedes poner en práctica para garantizar el placer en tus encuentros íntimos y de este modo, evitar que se conviertan en algo repetitivo. Nuestras escorts Sevilla ofrecen este servicio de forma profesional para que puedas disfrutar de esto de forma profesional.

tipos de masajes eroticos para practicarMasajes eróticos en la cabeza

  • Para empezar, es importante que tu pareja o tú según sea el caso, se coloque de espaldas sobre la cama, apoyando la cabeza en un cojín.
  • Por otro lado, debes ubicarte de rodillas detrás de su cabeza y empezar a masajear la zona de la frente usando la punta de los dedos para realizar movimientos suaves que vayan de la nariz hacia la línea donde nace el cabello, cambiando de mano.
  • Debes repetir el proceso aproximadamente 12 veces, cambiando la intensidad y presión según las preferencias de tu pareja. Al final, coloca las palmas de las manos en sus sienes, manteniendo la posición por un par de minutos.
  • Los movimientos que involucra este tipo de masaje ayudan a activar el centro energético, ubicado justo detrás de la frente, que normalmente se conoce como el “tercer ojo”; permitiendo relajar las tensiones, eliminar el estrés y experimentar una gran sensación de bienestar.
  • Además, al ser un masaje erótico, supone un buen preámbulo a un placentero y apasionado encuentro sexual.

Masajes eróticos en la espalda

  • Después de masajear la cabeza, puedes pasar al popular masaje californiano. En este caso, tu pareja debe colocarse boca abajo mientras que tú te ubicas a la altura de su cabeza, colocando las palmas de las manos en la parte superior de su espalda.
  • Luego comienza a deslizar tus manos con suavidad hasta llegar a sus nalgas, realizando un ligero estiramiento hacia la dirección de los pies. Ejerce una pequeña presión alrededor del contorno de las nalgas y luego lleva las manos hacía los costados, subiendo hasta las axilas para después tirar suavemente de los hombros antes de regresar a la posición inicial.
  • Repite nuevamente el proceso incrementando un poco la presión. Procura que tus movimientos estén sincronizados con la respiración de tu pareja, asegurándote de ascender mientras inspire y descender cuando expire.
  • Además de eliminar las tensiones musculares, este tipo de masaje también permite estimular la sensibilidad de la piel.

Masajes eróticos en el pecho

  • Debes colocarte a la derecha de tu pareja, justo a la altura de sus caderas, ubicando tus manos en la zona de sus pectorales/senos y asegurándote de envolverlos completamente.
  • Después, comienza a realizar movimientos circulares (3 en total), siguiendo las agujas del reloj en el lado derecho y en sentido contrario en el izquierdo, y mientras los llevas a cabo, procura acercar y alejar ambos suavemente. Luego mueve tus dedos desde el pezón hacía fuera, amasando la piel con delicadeza y cambiando la presión.
  • Finaliza el masaje de manera erótica usando tu boca para besar directamente el pecho de tu pareja.
  • El pecho suele ser una de las zonas corporales más sensibles, ya que para hombres y mujeres, se trata de un área erógena secundaria la cual, al ser acariciada, implica la excitación en las zonas primarias, es decir, de los órganos sexuales.

Masajes eróticos en los brazos

Ubícate a un lado de tu pareja, toma su mano derecha y coloca la izquierda encima de su palma, manteniendo los dedos en dirección hacia el hombro. Suavemente, comienza a subir desde su muñeca hasta el codo y luego desciende. Repite el proceso un par de veces.

Luego, coloca ambas manos paralelas en sus antebrazos y sube lentamente hacia los hombros realizando una presión uniforme; después, desciende nuevamente ejerciendo una menor presión. Realiza este paso varias veces.

Al final, coloca su mano izquierda entre las tuyas y usa tus pulgares para masajear su palma antes de deslizar el dedo índice entre los suyos; luego realiza lo mismo en la otra mano.

Masajes eróticos en las nalgas

  • Haz que tu pareja se coloque boca abajo mientras tú te ubicas a horcajadas exactamente debajo de su trasero. Coloca tus palmas en sus nalgas y comienza a masajearlas suavemente realizando movimientos circulares, que sean más amplios a medida que aumentas la presión.
  • Luego dirígete hacia la nalga derecha; coloca ambas manos sobre ella y utiliza tus pulgares para crear un “rollo” con la piel que poco a poco irás subiendo hacia la zona del coxis. Después pasa a la nalga izquierda y realiza lo mismo. Este tipo de masajes eroticos es de los más demandados a las escorts.
  • Los masajes eróticos en esta área suponen el preliminar idóneo antes de la práctica de sexo anal, y es que el placer generado por los movimientos de este tipo de masajes permite dilatar el ano, esto unido al uso de lubricantes e incluso de saliva, ayudará a conseguir un ambiente ideal para disfrutar al máximo de esta práctica erótica.

Poner en práctica uno de estos masajes o todos ellos antes de un encuentro sexual, puede ser una alternativa ideal como preliminar, ya que los mismos ayudan a aumentar el nivel de excitación no solo en quien lo recibe, sino también en que lo realiza.